Admiración

¿Cuánto más podrá crecer mi admiración por Charlotte Mason? Leyendo su obra es difícil no enamorarse cada día un poco más de todo lo que nos presenta. En su sexto tomo, Towards a Philosophy of an Education, es donde desarrolla su cita clásica de La educación es ambiente, disciplina, vida, o en sus palabras, Education is an atmosphere, a discipline, a life. Y hablándonos de que la educación es un ambiente o atmósfera, os dejo con el siguiente fragmento:

Nota: con anterioridad a este fragmento hablaba de padres que hacen lo imposible por proveer a los niños de un ambiente sofisticado, planeado, donde todo ayude a que aprenda del mismo. Habitaciones de bebé con todo lo indecible, juguetes educativos, una casa con los mejores muebles, pinturas, etc. En nuestro saber como padres cuánto importa el ambiente que nos rodee, podemos incurrir en la manipulación del mismo, o como es el caso de los niños que viven en la miseria y pobreza, carecer de una atmósfera sana, poética y enriquecedora. Bueno, aquí os dejo con las palabras de la misma Charlotte Mason.
It is not an environment that these want, a set of artificial relations carefully constructed, but an atmosphere which nobody has been at pains to constitute. It is there, about the child, his natural element, precisely as the atmosphere of the earth is about us. It is thrown off, as it were, from persons and things, stirred by events, sweetened by love, ventilated, kept in motion, by the regulated action of common sense. We all know the natural conditions under which a child should live; how he shares household ways with his mother, romps with his father, is teased by his brothers and petted by his sisters; is taught by his tumbles; learns self-denial by the baby's needs, the delighfulness of furniture by playing at battle and siege with sofa and table; learns veneration for the old by the visits of his great-grandmother; how to live with his equals by the chums he gathers round him; learns intimacy with animals from his dog and cat; delight in the fields where the buttercups grow and greater delight in the blackberry hedges. And, what tempered 'fusion of classes' is so effective as a child's intimacy with his betters, and also with cook and housemaid, blacksmith and joiner, with everybody who comes in his ways?

  Mi traducción:
No es el ambiente que ellos quieren, un conjunto de relaciones artificiales cuidadosamente elaboradas, sino una atmósfera que nadie ha tenido que trabajar en crear. Está ahí, alrededor del niño, es su elemento natural, precisamente al igual que la atmósfera de la tierra nos rodea a todos. Emana, como si dijéramos, de las personas y cosas, los acontecimientos la revuelven, el amor la endulza, se ventila, se mantiene en movimiento por la acción reguladora del sentido común. Todos sabemos las condiciones naturales bajo las que un niño debería vivir; cómo comparte los asuntos hogareños con su madre, se revuelca con su padre, le hacen burla los hermanos, caricias las hermanas; aprende de sus meteduras de pata; aprende a ponerse en segundo plano gracias a las necesidades del bebé, disfruta las delicias de los muebles con los que juega a batallas y asedios; aprende a venerar a los ancianos por las visitas de su bisabuela; cómo convivir con sus iguales mediante las cotidianidades de aquellos que le rodean; aprende a relacionarse con los animales mediante su perro y gato; se deleita en los campos donde crecen las 'buttercups' (en realidad buttercup es ranúnculo, pero nunca oí de la flor ranúnculo, mientras que aquí buttercup es muy común) y más deleite incluso en los setos de moras. Y ¿qué 'fusión de clases' es más efectiva que la intimidad de un niño con sus superiores, y también con la cocinera y ama de casa, con el herrero y el carpintero, con todo aquel que cruza su camino?


 

De interés

Traducciones gratuitas


Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Buscar en el blog

Seguir el blog por email